Los riegos del sobreentrenamiento

El sobre-entrenamiento es una fuente de problemas y un riesgo para la salud y como si de una enfermedad se tratase, tenemos que evitarlo.

Lo más común habitualmente ha sido entrenar de forma machacante en el gimnasio porque siempre nos han vendido que es la única forma de conseguir el six pack o un cuerpo de escultura. sin embargo, afortunadamente, se ha corregido a tiempo esa tendencia y ahora, los entrenadores personales y los monitores de gimnasio tienen buena formación y conocen la gravedad de la exposición a un sobreentrenamiento continuado.

Los especialistas en medicina deportiva han alertado de la alarmante aumento de lesiones provenientes del gimnasio en los últimos años. Existe una cultura de perfeccionar la imagen estética y el culto al cuerpo que se convierte en una obsesión para muchos, desembocando en un sobreentrenamiento que junto con la falta del adecuado descanso, lleva al sujeto a padecer fatiga muscular y en muchos casos, graves roturas fibrilares y desgarros que requieren de cirugía.

Fijarte una meta exigente y casi inalcanzable e intentar acortar el periodo de consecución, no es realista ni lógico. El principal error que comenten los principiantes o los poco previsores, es creer que si aumentas el doble de repeticiones, el doble de peso o el doble de días de entrenamiento, van a conseguir mejores resultados en menos tiempo.

Además, según los expertos, para las mujeres el sobreentrenamiento puede llevar incluso a graves desequilibrios hormonales.

Signos de alerta de sobreentrenamiento que tenemos que vigilar

  • El dolor muscular que dura más de 24 horas.
  • Pinchazo el músculo.
  • Dolor en las articulaciones.
  • Fatiga extrema y sensación de cansancio prolongada.
  • Trastornos de sueño y alimentación.
  • Pulso inestable y ritmo basal elevado.
  • Rigidez en las extremidades.
  • Dolor de espalda y especialmente de la zona lumbar.

Cómo evitar el sobreebtrenamiento en gimnasio

Deja un comentario