Postura del lagarto

El yoga ha sido ampliamente recomendado por sus posiciones que permiten la flexibilización y el fortalecimiento de los músculos. La práctica de estos ejercicios anaeróbicos trae consigo muchos beneficios e involucra partes del cuerpo de difícil acceso. Por ejemplo, la postura del lagarto te permitirá estirar las caderas y fortalecer la masa muscular, mejorando tu aspecto físico.

Técnicas de ejecución de la postura del lagarto

La postura del lagarto es un estiramiento para la parte posterior del cuerpo y tiene diferentes niveles de intensidad. A continuación, verás las técnicas de ejecución para lograr esta pose:

  1. Inicia desde la posición perro cabeza abajo, apoyando firmemente las manos y los pies en la esterilla.
  2. Luego, lleva el pie derecho hacia la parte externa de la mano derecha y apóyalo firmemente en el piso. Para hacerlo más fácil, dobla la rodilla y presiona el muslo contra el cuerpo para aumentar la estabilidad.
  3. Coloca la rodilla y el empeine izquierdo hacia el suelo manteniendo las caderas alineadas y los brazos firmes.
  4. Estira la espalda moviendo las caderas hacia abajo, y si es posible, apoya los antebrazos en el suelo.
  5. Mantén la posición por 5 o 10 respiraciones, y vuelve a la posición inicial para realizar el estiramiento con la otra pierna.

Músculos implicados

Este ejercicio anaeróbico involucra las caderas y sus flexores, las ingles y la parte posterior de las piernas. También fortalece la parte baja de la espalda y los músculos interiores de las piernas, hombros y cuello. Además, el esfuerzo físico que supone la ejecución del movimiento también ayuda a tonificar la masa muscular de los brazos.

Por consiguiente, la ejecución de la postura del lagarto es un movimiento bastante completo que compromete las caderas. Es ideal para mejorar el estado físico, tonificar la masa muscular y sirve como estiramiento para otros ejercicios.

Errores frecuentes ¡Esto es lo que NO debes hacer!

Al practicar esta posición de yoga es necesario que tomes en cuenta varios aspectos que te ayudarán a prevenir lesiones:

  1. No es recomendable tratar de ejecutar la posición sin realizar un calentamiento previo del cuerpo, estirando brazos y piernas.
  2. La mejor forma de iniciar es en la posición de perro cabeza abajo para mantener mejor el equilibrio. Hacerlo desde otra posición puede dificultar alcanzar la pose y forzar innecesariamente grupos musculares.
  3. El estiramiento intenso de la postura del lagarto no debe intentarse si es la primera que se practica la posición. Apoyarse en los antebrazos puede resultar difícil, así que es mejor realizar el estiramiento progresivamente en varias sesiones.
  4. Es importante colocar las manos y pies con la separación suficiente para mantener el peso en equilibrio.

Recomendaciones: Consejos para ejecutar bien la postura del lagarto

  • Realiza un calentamiento previo antes de hacer la postura del lagarto, puedes hacerlo desde la posición del perro cabeza abajo.
  • Mantén la respiración bajo control, inhalando al estirar la espalda y exhalando al bajar las caderas al suelo.
  • Evita desalinear las caderas durante el estiramiento, y no realices repeticiones seguidas, recuerda que es un ejercicio anaeróbico.

Deja una Respuesta